miércoles, 11 de junio de 2014

Uruguay: Zonas Francas acumulan inversiones por US$ 4.000 millones y crean 14 mil empleos

Fomento de la inversión, desarrollo, incorporación de tecnología, creación de empleos, servicios de alta calidad y una apuesta permanente a la mejora de la competitividad. 
Esos son, a grandes rasgos, algunos de los principales atributos que identifican a las zonas francas, un régimen que agrupa ya a unos 1.300 emprendimientos a nivel internacional, con un volumen de negocios en constante crecimiento, en el que trabajan unos 70 millones de personas en el mundo y que distintos países no vacilan en utilizar como plataforma para dinamizar sus economías.

Las zonas francas son “extraordinarios ejemplos” del libre mercado, áreas que se desarrollan con suma rapidez, captan mano de obra calificada, pagan mejores salarios y atraen inversión extranjera, graficó en apretada síntesis el presidente de Zonamerica y presidente de la Cámara de Zonas Francas del Uruguay, Orlando Dovat.


En Uruguay, las zonas francas acumularon una inversión total de US$ 4.000 millones y permitieron la creación de unos 14 mil empleos (más de 1.500 puestos de trabajo permanentes y acumulativos por año), de acuerdo a datos de 2013, difundidos el 19 de noviembre. 
Por lo pronto, solo en Zonamerica trabajan más de 9.500 personas, hay más de 350 empresas instaladas y 28 edificios construidos, con 180 mil metros cuadrados asignados a oficinas y depósitos. El parque ocupa una superficie global de 300 mil metros cuadrados.

Con siete plataformas de negocios, según información aportada por el conglomerado empresarial, Zonamerica representa en la actualidad el 1,5% del Producto Interno Bruto (PIB) del país, lo que equivale a unos 

US$ 836 millones (si se toma en cuenta que a diciembre de 2013 el PIB se ubicó en US$ 55.731 millones ).  Según Dovat, Uruguay marcó el inicio de una “nueva estructura legal y física” en la tendencia mundial de las zonas francas. “El elemento clave fue el estudio de la competitividad y la influencia negativa en las empresas que tiene el costo del Estado en su capacidad competitiva”, apuntó.
Lanzamiento mundial
Con una apuesta a incrementar los estándares de competitividad y eficiencia, el pasado 19 de mayo se lanzó la Organización Mundial de Zonas Francas (World Free Zones Organization, de acuerdo a su denominación en inglés). El escenario fue el Jumeirah Emirates Tower, un sorprendente hotel cinco estrellas ubicado en el corazón del distrito financiero de Dubái, Emiratos Árabes Unidos.
La ceremonia protocolar fue encabezada por el vicepresidente y primer ministro de Emiratos Árabes Unidos y gobernante de Dubái, sheikh Mohammed Bin Rashin Al Maktoum. Allí se presentó en público la junta de directores, de la que forman parte 14 miembros de 12 países (de las Américas, Europa, Asia y Africa), entre quienes se encuentra el vicepresidente de Zonamerica, Isidoro Hodara (ver nota aparte).

En un estrado dominado por una escenografía que representaba un planisferio, el presidente de la novel organización, Mohammed Al Zarooni –que, a su vez, preside la zona franca del aeropuerto de Dubái–, dijo que la nueva entidad ayudará a distintos países a “beneficiarse” por la implantación del modelo de zonas francas, a partir de la atracción de inversiones y el robustecimiento de sus economías.

La elección de Dubái como sede del lanzamiento no fue antojadiza. Ese pequeño emirato, –uno de los siete que forma parte de Emiratos Árabes Unidos y en el que existe un verdadero culto por la modernidad y el lujo–, además de ser una de las economías más pujantes del mundo, con una renta anual per cápita superior a los 
US$ 30 mil, tiene en funcionamiento 36 zonas francas, una de las cuales –la que opera en el aeropuerto de Dubái (Dubái Airport Freezone)– cedió parte de su espacio para que la flamante organización pueda funcionar durante los próximos dos años.
Pero, además, Dubái se ha caracterizado por haber generado un clima propicio para la radicación de inversiones externas, sobre todo en sectores como el inmobiliario, financiero, telecomunicaciones, logística, alimentación y farmacéutico. 
El emirato reúne una de las condiciones esenciales por las cuales el régimen de zonas francas ha ido expandiéndose por el mundo. Según Al Zarooni,  esos atributos permitieron al emirato posicionarse como un verdadero hub de negocios en el mapa mundial.
Voces con peso
En Montevideo, a casi 14 mil kilómetros de distancia de Dubái, la constitución de la Organización Mundial de Zonas Francas es vista con indisimulada satisfacción. Dovat, de Zonamerica, dijo que constituye un fenómeno “de gran importancia”, que contribuirá a transformar la forma en que operan muchas de las economías del mundo. 
Consideró que las zonas uruguayas y latinoamericanas precisan un respaldo de esta jerarquía, que ejercerá “una influencia indudable” tanto sobre organismos internacionales como en los distintos gobiernos nacionales.

A su turno, Hodara, que participó del lanzamiento realizado en Dubái, consideró que la creación de la organización –cuyos estatutos fueron constituidos en Ginebra, Suiza– es una estupenda oportunidad para destacar las virtudes y beneficios del régimen de zonas francas, además de optimizar los intereses de los países, los desarrolladores de los distintos emprendimientos y los propios usuarios.
Pero las uruguayas no fueron las únicas voces que realizaron una valoración positiva. Para el dominicano Luis Pellerano, vicepresidente de la organización y al mismo tiempo presidente de la Asociación de Zonas Francas de las Américas, la creación de esta institución era una “necesidad, un clamor”, como forma de intercambiar modelos de gestión.

En una línea de pensamiento semejante se expresó el experto español Luis Sanz, director general de IASP, la Asociación Internacional de Parques de Ciencia y Áreas de Innovación (Internacional Association of Science Parks and Areas of Innovation, por su nombre en inglés), para quien a partir de ahora será posible armonizar esfuerzos en el marco de una red de alcance global.
Invierta en Uruguay con Kosak

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Compartir

Clima en Montevideo, Uruguay