miércoles, 3 de diciembre de 2014

Gobierno de Uruguay busca que los ciudadanos inviertan en obras de infraestructura a través de la Bolsa de Valores

Los uruguayos estamos acostumbrados a que nuestro mercado bursátil es muy pequeño y poco atractivo. Quizás por eso sorprendió un poco una noticia que se conoció ayer a través del semanario Búsqueda.

Con nuevas medidas, la Bolsa de Valores pretende que "los uruguayos puedan canalizar su ahorro a través de obras de infraestructura"

La información daba cuenta de una reunión entre las autoridades de la Bolsa de Valores de Montevideo, el presidente José Mujica y el ministro de Economía, Mario Bergara, para comenzar a trabajar en mecanismos que permitan financiar obras de infraestructura con el ahorro de los uruguayos.

Según dijo Mujica: "la idea es que los ciudadanos participen en obras de infraestructura, en inversión" y para ello "no hay que hacer nada desde el punto de vista legal".

El presidente añadió que los directivos de la Bolsa de Valores plantearon "trabajar pegados al Estado", proponen "un cambio cultural importante""Es un buen camino el que sugieren (…) nos hicieron una buena propuesta en la que estamos trabajando para darle andamiento", añadió.

La nota recordaba que décadas atrás se utilizó el sistema de emisión de bonos para financiar proyectos específicos, por ejemplo la propia creación del Teatro Solís, o que la Intendencia de Montevideo emitió títulos en el mercado para financiar algunas obras de pavimentación, puentes y calzadas.

¿Cuál es la iniciativa que se plantea ahora? Vamos a conversarlo con el contador Pablo Sitjar, presidente de la Bolsa de Valores de Montevideo.

ROMINA ANDRIOLI:
¿Por qué la Bolsa plantea ahora una iniciativa así al Gobierno, que como decía Emiliano consiste en financiar obras de infraestructura con ahorro de los uruguayos?

PABLO SITJAR:
Venimos trabajando desde hace meses, diría que un año, en la reformulación y transformación de la Bolsa de Valores  de Montevideo y entre las oportunidades que veíamos estaba el financiamiento de la infraestructura de Uruguay. La reunión que mantuvimos con el presidente el lunes es parte de la continuación de un proceso sobre el que ya venimos trabajando hace tiempo.

Lo que nosotros vemos es un poco lo que planteaba Emiliano, en el pasado reciente la Bolsa ha perdido dimensión y operativa, pero debemos recordar que no tan lejos como la década de 1980 el Estado se financiaba a través de emisiones de bonos en la Bolsa de Valores de Montevideo cuando no contaba con acceso al mercado internacional.

RA – ¿Y qué pasó en el medio, por qué se dejó de utilizar esa operativa?

PS – Porque mejoró Uruguay, por suerte para todos, pudo reestructurar su deuda en la década de 1990 y emprendió un camino de crecimiento que culmina en estos últimos años en el que Uruguay accede a financiamiento en el mercado internacional a costos muy atractivos en las bolsas globales. Hoy día el Estado uruguayo no necesita emitir localmente, la Bolsa tiene que transformarse y ver en qué podemos ayudar que no esté tan disponible en el resto del mundo. Ahí vemos un nicho en infraestructura, creo que cumple con los objetivos que tiene la Bolsa en este momento pero también con uno de los objetivos planteados desde el Estado para el desarrollo del país. El desafío de que para lograr mayor productividad es claro que hay que hacer obras de infraestructura, y su financiamiento se hace generalmente de forma local, siempre con apoyos multilaterales y una fuerte presencia del Estado. Esto no es particular de Uruguay, es como se financia en cualquier lugar del mundo.

RA – El presidente Mujica decía en la nota de Búsqueda que para comenzar a aplicar esto no son necesarios cambios legislativos. Para que lo entienda el oyente que no está familiarizado con el mercado accionario en nuestro país, ¿cómo se instrumentaría este mecanismo de financiamiento en el que están pensando?

PS – Veámoslo en el caso sencillo de una obra vial, ya hay experiencia en Uruguay de financiamiento de obras viales a través del mercado de valores como es la Corporación Vial de Uruguay que en el pasado ha financiado sus obras con emisiones de obligaciones negociables. Consistiría en que se realiza una obra que contrata el Estado a través de alguno de los mecanismos existentes, como una concesión o una asociación público-privada, pero de eso resulta una emisión de un bono con un alto grado de seguridad, respaldado por la propia obra de infraestructura y los flujos que se generan en ella, pueden ser peajes u otros mecanismos. Tienen una estructura similar a lo que es un bono del tesoro, instrumento en el cual el público uruguayo se encuentra ampliamente familiarizado.

RA – ¿Qué tipo de público uruguayo están pensando que invertiría en este tipo de obras?

PS – Todo el mundo, porque esto también se junta con la agenda de inclusión financiera, uno de sus objetivos, entendida en su concepción más amplia, es que el público no solo tenga acceso al sistema de pagos bancario sino que además pueda acceder a instrumentos de ahorro en un monto y una forma que sea disponible para todo el público uruguayo. La idea es que todos los uruguayos puedan canalizar su ahorro a través de obras de infraestructura, que a su vez son las que van a beneficiar al país y como resultado van a beneficiar a los uruguayos a través de mayores ingresos y productividad.

RA – Para que se entienda bien, ¿qué diferencia habría en estas emisiones de bonos con respecto a lo que hoy estamos acostumbrados a ver que hace por ejemplo el Banco Hipotecario o UTE?

PS – El desafío de la Bolsa de Valores sería que contenga las menores diferencias posibles, que sea un instrumento lo más estandarizado posible, lo más sencillo de entender y comprender. Todo eso hace a que sea más fácil de operar y transar y que tenga liquidez, que es una garantía que ofrecen las bolsas de valores en general. Uno adquiere un instrumento a plazos largos, estamos hablando de infraestructura entonces son plazos largos, y por ende el potencial comprador de esos títulos quiere saber que si mañana le cambian sus condiciones económicas o desea disponer de ese capital puede ir y vender eso a un precio razonable. A eso llamamos que tenga liquidez. El desafío de las bolsas de valores es contribuir a la estructuración de instrumentos que puedan ser ampliamente operables, que sean estandarizados, es más fácil vender un apartamento en el centro de Montevideo que venderlo en Punta del Este, el mercado de apartamentos es más líquido en Montevideo que en Punta del Este porque es más estandarizado y en Punta del Este puede haber más variabilidad. Cuando menos variabilidad haya en los títulos, cuanto más comunes sean, mejor.

RA – Ya que menciona otro tipo de inversiones, como las inmobiliarias: ¿qué le falta a la Bolsa en ese sentido para que la gente se vuelque a invertir en este tipo de instrumentos y no a depositarlo en el banco o hacer inversiones inmobiliarias?

PS – La Bolsa logró en el pasado atraer ese tipo de inversiones. 

El proceso que venimos encarando en los últimos años es la reformulación de los procesos internos. Estamos transformando la Bolsa en una sociedad anónima para que tenga la gobernanza de una empresa como cualquiera. Hasta que este proceso de transformación termine tenemos una sociedad civil, la estructura de una institución sin fines de lucro, eso cambia, va a tener un directorio como cualquier sociedad anónima. Estará integrado en parte por directores independientes, lo cual quiere decir que van a poder estar viendo las cosas no solo desde la óptica de los corredores o los intermediarios sino también desde la de los emisores, los inversores, los ahorristas y por supuesto de los reguladores. Estamos trabajando desde adentro para ofrecer garantías a todos los jugadores en este sistema para que genere confianza y que esos inversores que ya estuvieron en la Bolsa de Valores en el pasado vuelvan.

RA – ¿En qué quedaron estas conversaciones que mantuvieron el lunes en la Bolsa con el propio presidente Mujica?, ¿han avanzado algo en cuáles podrían ser estas primeras obras de infraestructura a financiar o en cómo se financiarían estas primeras emisiones? ¿En qué está concretamente la cosa?

PS – Fue una reunión a pedido nuestro en forma general para expresarle al presidente nuestro interés y deseo de ser partícipes del proceso de financiamiento de la infraestructura. Lógicamente esto involucra varias partes, para empezar temas técnicos en los cuales obviamente nosotros no somos la parte que domina el tema. Sí vamos a empezar próximamente a participar de algún grupo de trabajo para ver cuáles pueden ser las primeras obras que sean más concretas y que estén para financiar el año que viene.

Fuente

Invierta en Uruguay con Kosak Inversiones

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Compartir

Clima en Montevideo, Uruguay